jump to navigation

Hiroshima, mon amour: Poesía cinematográfica 13 noviembre, 2010

Posted by Dioni Palacios in Cine, La Videoteca.
Tags: , , , , , , ,
add a comment

Nos ocupa hoy el primer largometraje de ficción del cineasta francés Alain Resnais. Un director que se encuadra dentro del movimiento de la Nouvelle vague, junto a otros directores de los que ya hemos añadido alguna película a esta Videoteca como Truffaut o Godard.

Tristemente muchos años he tenido en cola  esta particular visión sobre Hiroshima, ciudad japonesa fatalmente famosa por el ataque mediante bomba atómica que sufrió en agosto de 1945. La película es densa, lenta, a veces incluso cargante, pero es sobrecogedoramente poética, no sólo por el uso de las palabras escritas en el guión que salió de la mente de Marguerite Duras, sino porque Resnais las subraya con un tratamiento de la imagen y del montaje que tras su visionado comprobaremos cómo ha influido en la evolución del lenguaje cinematográfico.

Al ver la película irremediablemente reflexionaremos sobre la dualidad de las cosas que la vida nos pone en el camino. Ya que la historia se abastece de una relación romántico-sexual que surge entre un nipón y una actriz francesa, en sus últimos días de estancia en Hiroshima por un rodaje, para narrarnos la experiencia pasada de los personajes centrada en dos temáticas. Un inicial recuerdo de cómo eran sus vidas cuando estalló la bomba en la ciudad y cómo lo vivieron, una en Francia y el otro en el frente de la Segunda Guerra Mundial. Y en segundo lugar, el recuerdo de un amor pasado e imposible de una entonces jovencita de Nevers, en cierta manera, muy similar al que vive en Hiroshima.

La narración era, en cierta manera, realmente renovadora. La historia se construye a través del recuerdo de los personajes dando lugar a un montaje bastante abrupto que no deja indiferente. La profundidad que adquiere el romance entre los personajes no es que sea superficial, pero se queda muy corta tras la profunda metáfora que contiene la excusa del affaire en sí mismo para hablarnos de la lente bipolar con la que miramos el mundo.

Mención especial merece, a mi modo de ver, la primera secuencia de la película en la que conviven perfectamente la ficción y el registro documental del sanguinario ataque. Sólo por este impecable inicio la película ya merece que le dedique esta entrada en el blog. Una secuencia magistralmente concisa que me hace calificar el film como poesía cinematográfica, o lo que es lo mismo, como cine poético.

Anuncios

El amor en fuga: Repaso de una vida amorosa 25 septiembre, 2010

Posted by Dioni Palacios in Cine, La Videoteca.
Tags: , , , , ,
add a comment

Como una premonición El amor en fuga de François Truffaut fue la última película que vi con alguien que es gran amante del buen cine y a la vez muy especial para mi. Una comedia dramática de narración ligera que significa el punto final a la relación en el cine entre Truffaut y su alter ego cinematográfico, el personaje Antoine Doinel interpretado por Jean-Pierre Léaud, que se extendió durante cinco obras entre largometrajes y cortometrajes. Esta película sirve de resumen de lo que ha sido la vida amorosa del personaje. Con la excusa de conquistar y reconquistar a una nueva mujer, Sabine, vamos a repasar la vida y las relaciones que Doinel ha vivido en películas anteriores, aprovechando escenas de esos filmes, desde la dura infancia retratada en la magnífica y sólido estandarte de la Nouvelle Vague: Los 400 golpes. Desventuras que seguirían con  El amor a los veinte años, Besos robados, Domicilio conyugal, para terminar con este canto a las relaciones fallidas: El amor en fuga.

Doinel, sin duda, es un personaje muy bien moldeado a lo largo de los años y que ahora nos encontramos perfilado en la treintena mediada, divorciado y padre de un niño de cuatro años pero con un comportamiento digno de un adolescente producto de la inmadurez que le caracteriza.

Como en una buena síntesis cuando acabas de ver la película tienes la sensación de haber conocido en profundidad a este personaje, el hecho del recurrente uso de fragmentos de las películas que han contado su historia hace pensar en una especie de auto-retrospectiva del propio Truffaut. Sin duda, la cinta está muy lejos de la excelencia de Los 400 golpes, pero cuenta con una eficaz y fresca estructura narrativa que con un personal e intransferible ritmo dosifica elegantemente comedia, drama, romance e incluso suspense.

El maestro francés terminó así su relación con su más íntimo personaje. Seguro que no es la más representativa de sus obras para añadirla a esta Videoteca, pero decido añadirla a esta estanteria virtual porque siempre recordaré el motivo por el que llegó a ocupar un lugar en ella: el amor en fuga con un pellizco en el ventrículo izquierdo y un nudo en la tráquea.

Vértigo (De entre los muertos): Un señor llamado Hitchcock 19 junio, 2010

Posted by Dioni Palacios in Cine, La Videoteca.
Tags: , , , , ,
4 comments

Cuando me planteo seleccionar una de las 58 películas de Alfred Hitchcock, director que todos recordamos como el gran maestro del suspense, se me vienen varios títulos a la cabeza pero decido añadir a nuestra videoteca Vértigo (De entre los muertos),  y por favor no me pregunten por qué, porque quizás no les pueda responder.

Cuando Hitchcock filmó Vértigo (De Entre los Muertos) en 1958, su reputación como el mago del suspense había sido establecida firmemente, pero la crítica internacional aún no lo reconocía como un verdadero autor. Su carrera hollywoodense -desarrollada dentro del rígido sistema de producción de los grandes estudios- hizo que Hitchcock fuese considerado como un director comercial y taquillero por los especialistas en el cine de arte.

Fueron los escritos de François Truffaut en la prestigiosa revista Cahiers du Cinéma los que llamaron la atención hacia el cine de Hitchcock, a finales de los cincuenta. Truffaut convirtió al mago del suspense en uno de los directores más prestigiosos para la crítica cinematográfica.

Paralelamente a su nueva reputación, Hitchcock comenzó a hacer un cine cada vez más personal y menos complaciente con el público. Vértigo (De Entre los Muertos) no fue una cinta taquillera en su época, pero adquirió con lo años un enorme prestigio y se convirtió, para muchos, en la mejor película de su extensa filmografía.

El argumento plantea a un James Stewart que interpreta a un detective de San Francisco que sufre de miedo a las alturas y que deberá abandonar su actividad tras la caída de un compañero desde un edificio durante una persecución. Tras su retirada, un amigo lo contratará para que vigile a su esposa, la bellísima Kim Novak, que está inmersa en una profunda depresión. Stewart terminará obsesionándose con la misteriosa mujer.

Vértigo (De Entre los Muertos) es uno de los thrillers más elegantes jamás filmados. Su impecable belleza visual, el uso de los colores como medio para reflejar estados de ánimo, y las técnicas que Hitchcock inventó para la película (como el dolly-zoom) hacen del filme una experiencia cinematográfica difícil de olvidar. Copiado muchas veces, pero jamás igualado, el cine de Hitchcock alcanzó con Vértigo (De Entre los Muertos) la cumbre de su carrera como realizador. Esta maravillosa película que desde los títulos de crédito iniciales de Saul Bass supura maestría no podía faltar en nuestra videoteca.

A %d blogueros les gusta esto: